Himno Nacional de Nicaragua “Salve a ti”

“Salve a ti” es nuestro Himno Nacional y constituye así mismo uno de nuestros Símbolos Patrios. Es el más corto de América y el único que no se inspira en la «Marsellesa» ni proclama la guerra. Su música es de origen religioso, atribuida a un fraile: Anselmo o Ernesto Castinove. Su letra, original de Salomón Ibarra Mayorga (1887-1985). Fue cantado por primera vez el 16 de diciembre de 1918, pero se adoptó oficialmente en 1938.

Sus inicios…

El poeta nicaragüense Salomón Ibarra Mayorga  escribió su letra en 1918 para cambiar el Himno Nacional que se tocaba hasta ese momento. Ibarra Mayorga había nacido en la ciudad de Chinandega el 8 de septiembre de 1890. Su padre, el Dr. Felipe Ibarra (abogado y poeta) fue maestro de Rubén Darío, el cual inició a Salomón, desde su niñez, en la carrera literaria.

Un antiguo salmo litúrgico de la época colonial, tocado en Sol Mayor, es la base de  su música . El salmo en cuestión fue introducido a finales del siglo XVIII por el fraile franciscano  Anselmo Castinove, que había venido de España para evangelizar a los indios de Sutiava, en León.

Fue  adaptada por el compositor Luis Abraham Delgadillo en un tono más adecuado para  voces infantiles, pues los niños debían hacer un gran esfuerzo de voz en el tono de Sol Mayor.

La letra del himno, escrita durante la primera intervención yanqui y la ocupación del país por tropas norteamericanas (1912-1925), habla de paz y trabajo; también se refiere a que la Bandera Nacional no se manche con la sangre de sus habitantes en los conflictos bélicos entre hermanos, haciendo alusión a las varias guerras civiles  en los siglos XIX y XX.

Hubo otros himnos anteriores.

1) Cuando fue establecida la República Federal de Centroamérica en 1824 se ejecutaron en los países centroamericanos dos melodías de himnos instrumentales: La Granadera y La Antífona de los Colores. La primera se escuchaba en la misa, al hacer la elevación del Santísimo Sacramento y otras veces al izar la Bandera Nacional. Actualmente La Granadera se toca en la bajada y la subida de la imagen de la Sangre de Cristo en la Catedral de Managua, nuestra capital. La segunda era el himno de La Federación Centroamericana.

2) En los años 1834-1835 los gobiernos de los Directores del Estado don José Núñez y don José Zepeda, adoptaron de nuevo el canto religioso de Anselmo Castinove.

3) Disuelta la Federación en 1838 Honduras adoptó La Granadera como himno y en Nicaragua La Antífona de los Colores se ejecutaba para tributar honores al pabellón nacional.

4) En 1876 el gobierno de don Pedro Joaquín Chamorro y Alfaro introdujo el primer himno oficial, con letra de Fernando Álvarez y música del maestro Carmen Vega, se cantó entre los años 1889-1893. Se cantaba en Fa Mayor y decía así:

Soldados, ciudadanos
Soldados, ciudadanos, a las armas
esgrimid las espadas con valor;
que más vale morir independientes
a vivir subyugados en la opresión.

Hoy se lanza la patria querida
sobre un campo de gloria inmortal,
hoy alzando su frente abatida,
aniquila el poder colonial

De septiembre la luz se levanta
bella, pura, cual hija del sol,
y a su vista el íbero se espanta,
tiembla y cae el león español.

5) En 1889 al asumir la Presidencia de la República el Doctor Roberto Sacasa y Sarria (1889-1893), apareció un nuevo himno que se declaró oficial. Fue compuesto en Do Mayor por el compositor belga Alexander Cousin, director de la Banda de los Supremos Poderes. Este himno instrumental sin letra fue abolido después del triunfo de la Revolución Liberal de 1893 porque sus notas de tipo escolar no concordaban con el ambiente revolucionario.

6) El segundo himno con letra fue declarado oficial bajo el gobierno del General José Santos Zelaya López y adoptado en septiembre de 1893. Se cantó hasta 1910 a causa del derrocamiento del gobierno liberal el año anterior. La música en Si Bemol Mayor es, otra vez, de Alexander Cousin, suegro de Zelaya y la letra, según se dice, fue escrita por el poeta Rubén Darío.

7) La Patria Amada era letra de don Marco Antonio Ortega, originario de la ciudad de Granada, y la música era la misma del salmo litúrgico de Castinove. Don Antonio Zapata fue quien la instrumentalizó y le hizo los primeros arreglos, respetando su tonalidad original de Sol Mayor, que no podían cantar los niños sin un gran esfuerzo de voz.

El actual himno fue aprobado oficialmente el 20 de octubre de 1939  mediante el Decreto Ejecutivo No. 3, publicado en La Gaceta, Diario Oficial, No. 231 del 24 del mismo mes:

«¡Salve a ti, Nicaragua! En tu suelo
ya no ruge la voz del cañón,
ni se tiñe con sangre de hermanos
tú glorioso pendón bicolor.

Brille hermosa la paz de tu cielo,
nada empañe tu gloria inmortal,
que el trabajo es tu digno laurel
y el honor es tu enseña triunfal».

https://soundcloud.com/user-748679503/himno-nacional-de-nicaragua

1 Trackback / Pingback

  1. Cañones que durante siglos fueron armas poderosas | Soy Puro Pinolero

¿Te gustó Pinolero? Deja un comentario.